Ximena Gil, Ejecutiva Asociada de Relaciones Institucionales y Sostenibilidad en Telefónica del Perú, ella definió la sostenibilidad como “la gestión responsable de los impactos de un negocio en el mundo, buscando así un equilibrio entre lo social, económico y ambiental”.  

Aunque la definición de sostenibilidad y los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible) son muy fáciles de comprender, implican desafíos tremendos incluso para las organizaciones más poderosas de nuestro planeta. No obstante, la ponente afirmó que se mantiene optimista al respecto, pues si las empresas y la sociedad en general están comprometidas con el cambio, la sostenibilidad es posible.

El cuarto impacto

A diferencia de la expositora Vanessa Macher, Ximena no tomó las problemáticas medioambientales como el centro de su presentación, sino que se enfocó más en el aspecto social. En ese sentido, destacó que la sostenibilidad, a parte de los tres impactos conocidos, debe contemplar un cuarto eje: el ético.

“Estamos en una sociedad muy golpeada por la corrupción. Por eso creo que la visión de ahora en adelante debe equilibrar estos cuatro grandes impactos”, detalló Gil. Esta observación fue muy importante, ya que los problemas éticos son los principales causantes de la desconfianza generalizada y las crisis de legitimidad.

Tendencias en la sostenibilidad

Gil nos recordó que la sostenibilidad cobra cada vez más importancia dentro del ámbito corporativo, resaltando que Telefónica no es ajena a esta realidad. “Hace años, los grandes inversores no tomaban en cuenta los factores sociales y ambientales a la hora de invertir en una empresa. Por suerte, hoy los índices financieros ya presentan indicadores de sostenibilidad; esto hace que las empresas tengan muchas más ganas de gestionar estos temas”, señaló.

Dentro del contexto peruano, la ponente mencionó que la Superintendencia de Mercado de Valores (SMV) sacó una resolución que exige a las empresas -que cotizan en Bolsa- presentar informes con indicadores de sostenibilidad. Esta medida lleva vigente apenas un par de años, pero es un gran paso.

La sostenibilidad como reputación

Mucho se habla de que la sostenibilidad es un estilo de vida corporativo, que más que filantropía es una oportunidad de negocio, que las organizaciones responsables gozan de mejor reputación que las indiferentes, entre otras cosas; sin embargo ¿como medimos dicho impacto positivo? Ximena nombró a Merco, uno de los estudios encargados de medir cómo las prácticas sostenibles retornan como reputación e imagen.

El enfoque sostenible de Telefónica

“Nosotros tenemos un enfoque de negocios responsable que guía a todos los países donde opera Telefónica”, especificó la ponente, contándole al público que la empresa empezó con proyectos aislados de responsabilidad corporativa, los cuales fueron creciendo hasta convertirse en proyectos de sostenibilidad dirigidos por un área especializada.

Con el tiempo, el compromiso de Telefónica fue tal, que el área de sostenibilidad dejó de la única responsable del tema.Desde hace un par de años, tenemos la visión de que esta área debe ser un centro de supervisión, monitoreo y soporte de las demás áreas; lo que hacemos es visitar área por área para que nos rindan cuentas de cómo están gestionando los indicadores de sostenibilidad, con qué proveedores y bajo qué estándares”, comentó Ximena.

En lo que respecta a los planes de negocio responsable, se resaltó que la organización siempre apunta por la innovación y el talento, teniendo como base nueve hitos, cuatro líneas estratégicas y cuarenta y dos iniciativas. En lo que concierne al talento, se destacó las constantes capacitaciones a los colaboradores, para que estén perfectamente alineados con los objetivos de la empresa y se sientan motivados a cumplirlos.

Proyecto en beneficio de los padres

Un problema típico dentro de las diferentes organizaciones, es la deserción de muchas colaboradoras a raíz de que se vuelven madres. Para dar solución a esto, Telefónica del Perú les brinda facilidades mientras sus hijos sean menores de un año. A parte de los tres meses de descanso que se les otorga por ley tras dar a luz, la compañía da la opción de que hagan teletrabajo ciertos días de la semana.

Yo estuve acogida bajo el programa de teletrabajo (home office), gracias a eso no experimenté el sentimiento de culpa que podía generar el hecho de descuidar a mi hijo o descuidar al trabajo. No tuve que pasar por esa disyuntiva de qué es más importante porque se me permitió conseguir un equilibrio”, dijo la expositora como testimonio personal.

Cabe resaltar que, si bien este proyecto nació desde una perspectiva de género, actualmente también está disponible para beneficio de los papás, debido a la existencia de colaboradores masculinos que ejercen de padres a tiempo completo.

Las nuevas tecnologías, los niños y los adolescentes

“De tres personas que usan Internet en el mundo, dos son menores de edad. Eso es un riesgo y una responsabilidad enorme para Telefónica”, mencionó Ximena para hacer hincapié en el rol que cumple su organización en la lucha contra el acoso virtual, el cyberbullying, la pornografía infantil, el sexting y otras amenazas.

Ante todo, Telefónica del Perú apuesta por la prevención, por eso lanzó el portal Dialogando, donde se generan contenidos y se abren espacios de debate para padres de familia. Entre los temas tocados, los más importantes están relacionados con la edad ideal para que los menores usen Internet, medidas de privacidad en redes sociales y demás canales digitales, etc.

Asimismo, presentó el portal de denuncias “Seguros en Internet”, canal hecho en alianza con la Red Contra la Pornografía Infantil (RCPI). En dicho sitio, cualquier persona pueda denunciar contenidos ilícitos, los cuales serán dirigidos a la División de Investigaciones de Delitos de Alta Tecnología (DIVINTAD).

Conectividad en zonas rurales

El teléfono móvil está presente en la mayoría de zonas del país; sin embargo, la conectividad aún no se encuentra consolidada del todo. Este compromiso con la inclusión digital impulsó a Telefónica del Perú a fomentar programas como “Conectarse para crecer”, en donde se premian a los mejores emprendimientos que utilizan nuevas tecnologías en zonas rurales. “Desde el 2011 hemos reconocido 53 iniciativas e identificamos más de 800”, expresó Ximena.

Metas a largo plazo

La expositora cerró su presentación mencionando lo que Telefónica del Perú espera alcanzar en los siguientes años:

2020: El 50% de la energía usada por la organización debe ser renovable.
2030: El nivel de energía renovable debe alcanzar el 100%

Para lograr estos ambiciosos objetivos, la compañía desarrollará diferentes proyectos de eficiencia energética. “Hace tiempo hicimos un estudio sobre los efectos del cambio climático y encontramos que el Perú está dentro de los países más vulnerables. Hay muchas acciones por tomar”, finalizó Ximena Gil.

Share This